UN POCO DE HISTORIA

El abuelo…

Casa Roseta se puso en marcha en 1939, cuando el abuelo de los actuales titulares, Ramon Coll, se puso al frente de un establecimiento alquilado.

… los padres…

En 1954, Ramón Coll adquirió su propio horno, a partir de 1960 ya contó con la incorporación al negocio de su yerno, Miguel Olarte, padre de los actuales propietarios. Miguel y su mujer hicieron que el negocio prosperara, y en los años ochenta decidieron ampliar el horno en un nuevo local donde ya trabajaban los hermanos José Luis y Ramón Olarte.

… y nosotros

A partir de ese momento se abre una nueva etapa, y gracias a la experiencia acumulada y al cuidado en la elaboración de sus productos, que conservan toda la esencia de la tradición y la artesanía, la respuesta del mercado es una mayor demanda, lo que permite que el negocio siga creciendo hasta lo que es en la actualidad.